3148346818_d0e6e404d6.jpg


Historia del café
Se dice que el origen del café se data desde el 800 A.c. Una leyenda dice que un pastor Kaldi en Etiopia tenía una cabra (chivo) se encontraba un poco alborotada. El pastor vio que la cabra estaba comiendo unas frutillas rojas de un árbol y decidió aprobarlas. Kaldi estaba contento de haber descubierto la fuente de energía y mientras brincaba por el campo encontró unos monjes a quienes le relató su historia. Los monjes curiosos, decidieron hervir las hojas del árbol y empezaron tomar un té que les ayudaba mantenerse despiertos cuando oraban por las noches.
Cerca del año 1110 el café cruzo el mar rojo hacia la republica de Yemen, donde empezó a ser formalmente cultivado, y luego a Arabia se tostaron los primeros granos. Para el siglo XV la popularidad del café había crecido entre los musulmanes, quienes prohibieron el tráfico de plantas o semillas fértiles fuera de Arabia o África. Pero no se detuvo a Baba Budan, un traficante Hindú.
planta2.jpg



Llegada a Europa… En el año 1615, Baba se encontró un mercader de Venecia, quien llevo los granos a Europa. Una vez llegado el café al mercado, empezó la carrera por ver quien podía producirlo comercialmente. Llegada a América… En 1730, el gobierno de Brasil inicia una misión para obtener la planta. Enviaron al Coronel Francisco de Melo, quien con su encanto y avidez, logra despegar de Guyana Francesa tres pequeños pilones escondido en un ramo de flores. Brasil se convirtió desde entonces en el mayor productor de café en el mundo. Llegada a Guatemala…
514QM2AGJML__SL500_AA240_.jpg
En 1773, llego las primeras plantas de café a Guatemala. A medidos del siglo XVIII, por primera vez se había consumido café en publico. Antes de esa fecha su consumo como bebida no se había generalizado aunque algunas veces se usaba como medicina.
El proceso del Café

Cosecha

Cuando los frutos llegan a la madurez, de 6 a 8 meses después de la floración para el arabica, de 9 a 11 meses para el robusto, puede comenzar la cosecha del café. Se emplean dos métodos: la recolección o el despalillado.
La recolección consiste en recoger manualmente sólo las cerezas maduras en su punto. Es la técnica más costosa. El despalillado consiste en raspar la rama de las cerezas. Este método puede ser mecanizado.

Procesamiento

Método seco Se emplea el proceso seco para el café Robusta y gran parte del café Arábigo de Brasil y Etiopía. Se secan los granos al sol y luego se muelen para eliminar la capa exterior, el mucílago seco, la vitela y la cáscara plateada.
Método húmedo Por otra parte, el proceso húmedo, que se emplea para obtener el café Arábigo de más alta calidad, puede provocar seria contaminación. Los granos maduros se lavan primero para eliminar los más livianos y la basura, luego se reducen a pulpa para quitar la capa exterior y parte del mucílago que se encuentra debajo de ésta. En seguida, es necesario fermentar los granos, recién reducidos a pulpa, en los tanques respectivos. Luego de un lavado final, el café ahora llamado «vitela», se seca al sol o artificialmente. Luego, el café se descascara para quitar la capa plateada y la de vitela, produciendo el café en grano «limpio» o «verde» que se comercializa internacionalmente.
Después del secado o el lavado, el grano de café se encuentra aún encerrado en el núcleo del fruto (el endocarpio): es el café coque (después de secado) o el café parche o vitela (después de lavado). Es necesario clasificarlo, con el fin de eliminar cualquier haba descompuesta, descolorada o dañada.
El café puede conservarse protegido por su propia cáscara durante un cierto tiempo. Algunas cosechas incluso se envejecen para mejorar el sabor del café.

Semi-húmedo El semi-húmedo es un proceso híbrido con un uso muy limitado en Brasil y Sumatara/Célebes. Se pasa la cereza a través de un rastrillo para eliminar la piel y parte de la pulpa como en el proceso húmedo pero el producto resultante es secado al Sol y no fermentado ni cepillado.

Tueste y torrefacción

Llegados a su destino, los granos son tostados, lo que desarrolla su aroma y les da su color oscuro. A continuación los granos se muelen.
Con el tueste, los granos duplican su tamaño. Al principio de la aplicación del calor, el color de los granos verdes pasa a amarillo, luego a marrón canela. Es en ese momento cuando el grano pierde su humedad.
Durante el tueste, los granos se agrietan de una forma similar a la de las palomitas de maíz que explotan bajo calor. Hay dos momentos de “explosión” que se utilizan como indicadores del nivel de tueste alcanzado.
Los granos se vuelven más oscuros y liberan aún más aceite hasta que finaliza el tueste, y son retirados de la fuente de calor.
Hasta el siglo XIX se compraban los granos verdes y su tostado se hacía con estufa. En 1900 la empresa Hill Brothers inventa el envasado en vacío de café tostado, que conservaba el sabor y aroma por más tiempo. Esto cambiaría la forma de consumir café y sentenció la vida de las tostadoras locales.




frutos_de_cafe.jpgcoffeebean.jpg
despulpadora.jpgUna despulpadora de Colombia

Las semillas del Café y el Café molido
cafe_saco2peqcolo.jpgcafe2vene.jpgWPCAB3UZIJCAN076D4CAH0BKKZCAWQVSOICA3V3MP9CAM6310FCARTM4PKCAZMZIG4CAX7Z26PCAI3OX33CAEV8QKRCAAS7BD0CA76ITOICAK7WKOLCATW3XOICA3JS81ICATCA4ZECAW6Z3KTCA5VEN8CCA307VI9.jpg

20080605_mgb_Caf%C3%A9_.jpg